Crea esa vida que amas y deseas vivir

Crea esa vida que amas y deseas vivir

Una importante clave para ser felices es delimitar la vida que deseamos vivir, más allá de las cosas materiales y bienes que deseemos tener. Delimitar el modo que creemos no ayudará a sentirnos satisfechos, en paz y plenos es vital, porque de lo contrario es como navegar sin norte. ¿Quieres vivir una vida feliz? Acá te dejo 5 de acciones que te ayudarán a materializarla.

Apasiónate:

Para tener sentido en tu vida es fundamental que te avoques a realizar algo que te apasione.  La pasión es una fuerte emoción o entusiasmo por algo, que todos podemos desarrollar o hemos experimentado alguna vez.  Simplemente realizar algo que te apasiona aporta felicidad a tu vida. 

Cultiva tu interior:

Lo más importante en tu vida no es lo que ocurre afuera sino que lo que ocurre adentro. Nuestra relación con la realidad es una experiencia  subjetiva, razón por la cual al cultivar nuestro interior para ser más positivos y volvernos emocionalmente más inteligentes, nos capacitará para ser felices y vivir la vida que deseamos. 

Mantente en movimiento:

Cuando tenga hijos les trasmitiré 4 máximas del bienestar: mantente en movimiento, no te pases rollos, toma mucha agua y usa protector solar. Y creo que todas estas máximas se entrelazan entre sí, porque en un cuerpo en movimiento es menos probable que hayan sentimientos depresivos y ansiosos ya que al hacer ejercicio nuestro cuerpo  libera endorfinas, dopamina y nivela la serotonina, todo lo cual es clave para ser feliz y no vivir en medio de rollos y dramas. Y por supuesto, si vas a hacer deporte bebe mucho líquido y no te olvides del protector solar, que tu cuerpo es tu templo y hay que cuidarlo.

Confía en ti:

Si le preguntan a un hombre o una mujer qué es atractivo del otro, la mayoría dirá que la seguridad y confianza en sí mismo que irradian. Y ¿Cuán clave consideran que es sentirse seguros y confiados para ser feliz? Supongo que vital. En parte, porque estos estados anímicos se asocian al optimismo, la fe, la apertura y el arriesgarse. Y por otra, porque te trae beneficios  en distintas áreas de tu vida; ya que tu propia confianza seguriza a los demás, quienes se sienten atraídos hacia ti.

Sonríe:

¡Sonreír es gratis! Y es bueno recordarlo, ya  que los dientes no son sólo para comer, sino que para lucirlos. Una sonrisa en un regalo cálido, es una gran puerta de entrada a una conversación y una oportunidad de cambiar tu estado anímico… entonces ¿por qué no hacerlo más seguido? Simplemente el hecho de sonreír más seguido, aunque sea fingido, aumenta tu felicidad real.